Reiki y los niños

Cada día las terapias alternativas toman más fuerza en el mundo occidental, se hacen presentes con sus beneficios tanto para grandes, como para chicos. Los comentarios después de pasar por sus sesiones son muy esperanzadores para los que no lo han intentado.
En la actualidad existen muchas técnicas alternativas y cada día surgen más y más, en la medida que el estrés de este mundo globalizado aumenta, sin embargo, hoy centraremos nuestra atención en el reiki y nos orientaremos en el reiki para mejorar la energía de los niños porque ellos, como los adultos, enfrentan dificultades en este tiempo de cambio.

¿Cómo funciona el reiki en los niños?

Algunas personas asocian las prácticas de reiki solo con los adultos y la verdad es que el reiki puede ser perfecto para mejorar la energía de los niños. Incluso en hospitales neonatales llega a practicarse reiki en los bebés prematuros, lo que permite que padres e hijos se relajen para enfrentar de la mejor manera las dificultades.
Aunque la medicina no ha reconocido oficialmente los beneficios del reiki, las experiencias dejan claro que funciona, por ejemplo, para calmar los dolores de cólicos y los malestares luego de las vacunas en los niños. En los recién nacidos se recomienda realizar sesiones de reiki de unos 10 minutos, la mamá también puede recibirlas para mejorar sus fluctuaciones hormonales y superar el trauma postparto.
En los niños más grandes (de 7 a 14 años) que siempre tienen una raspadura o un golpe por sus juegos en el colegio o en el parque ayuda con la cicatrización y los dolores de las contusiones, si se trata de algo más serio, como una fractura puede servir como medicina adicional a la que proponga el especialista. En algunos casos llega a poder controlar comportamientos de la hiperactividad.
Beneficios del reiki en los niños
• Relajación
• Concentración
• Recuperarse de cirugías
• Superar traumas
• Mejorar sus calificaciones
• Mejorar las relaciones interpersonales
• Superar el estrés
• Es preventivo de la hiperactividad

Lo importante es que los niños aprendan qué es el reiki y cómo usarlo cuando estén solos, además, ellos son mucho más sensibles que los adultos y como no tienen preconceptos de las prácticas de sanación, llegan a recibir sus beneficios de manera más rápida de lo que sería en un adulto.

Les invito a vivir la experiencia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s